10 agosto 2010

vamos a inventar una historia. debe ser divertida, original, diferente, amena, con mucha acción, con chico-chica (los dos insultantemente atractivos) y sobretodo con mucho sexo. sí, sexo por todas partes y en todo momento. porqué dicen que el sexo vende y aquí queremos vender mucho y sobretodo ganar muchísimo más. que sea real es lo de menos. ficción. queremos ficción y queremos soñar. porqué para real ya está la vida y esta ni vende, ni gana ni contiene sexo a todas horas.
cuando tengamos todo esto bien argumentado, vamos a inventar un final trágico con heridos, mutilados, sangre y muerte. la muerte impresiona y también queremos impresionar. queremos que nadie quede indiferente, por este motivo, a parte de la muerte, hemos pensado que podríamos utilizar algunos efectos especiales de vida real. en pequeñas dosis, claro está.

No hay comentarios:

Publicar un comentario